NYX en Plum Sparkle

El árbol estaba sobre la colina detrás de casa. Los últimos rayos del sol se abrían paso perezosos entre las ramas y las hojas, acariciando las frutas maduras. Estiré mi mano.

De Tentación

Tengo este brillo hace años. Fue parte de mi primer pedido a la MUG Store. Ya todas deben haber escuchado maravillas de los glosses de NYX, así que prepárense para un canto de alabanzas más.

Plum Sparkle (cómo venimos con este color) tiene una base rosa oscura aciruelada con brillos plateados. Es una combinación preciosa, fría, ideal para el invierno que ya se viene por estos lares. La fórmula es muy pigmentada, bastante espesa.  Lo mejor de este brillo es que no es pegajoso y, a pesar de sentirse súper liviano, cubre muy bien y dura un montón. El aplicador es firme, fácil de manejar y toma la suficiente cantidad de producto para una aplicación normal. Tiene un perfume muy sutil, nada notable, a... producto cosmético, diríamos (d'oh!). El acabado es sedoso y les da a los labios el aspecto "jugoso" que todas queremos, sin llegar a ser muy llamativo.

El envase es muy durable (ya lo tiré un millón de veces y no le pasó nada), lo que es un punto importantísimo para gente medio bestia como yo.

Resumiendo: damiselas pálidas (sonrosadas o verdosas) podrán lucir este brillo de día con un look neutral, o de noche con un ahumado importante. Doncellas de piel vivaracha podrían usarlo bajo su propio riesgo.