Sol prestado | Un rubor de Natura

Escondido entre los papeles urgentes, las migas de las galletitas de media mañana y el mouse, acecha el enemigo natural de la efectividad laboral: el catálogo de Natura. Una intenta hacerse la distraída (o la concentrada, según desde donde se vea), pero es imposible. En uno de los últimos arranques de cataloguez encargué este rubor. Le tenía poca fe, pero al mismo tiempo me intrigaba. ¿Es un rubor? ¿Es un bronzer? ¿Es Superman?

Las respuestas a tantos interrogantes vinieron en una caja divina color naranja. Ésta:

Natura1Rubor Dúo

Dentro de la caja, el producto en cuestión. Responde al nombre de Rubor Dúo Compacto en Color 2. Viene en un envase con una tapa transparente y la clásica apariencia de la línea Viva de la marca brasileña.

Natura2Rubor DúoPara ser más precisa, debo decir que no es un producto, sino dos. El envase aloja un terracota por un lado y un amaranja por otro, ambos con apenitas así de nanobrillo.

Natura3Rubor Dúo

Esta división permite jugar con ambos tonos y conseguir efectos diferentes según el capricho del momento. El terracota intimida un poco, pero en mi piel, solito, queda precioso. Da un tono soleado que mis mejillas no tendrían de otra forma. El tono más claro bien puede jugar como iluminador, no solo en el parte alta de los pómulos sino también en el ángulo interno de los ojos y otros puntos faciales de interés. Mezclándolos queda un color ni tan tan ni muy muy, apto para las mañanas oficinales.

Natura6Rubor DúoLa textura es muy, muy suave. La pigmentación está bien, al punto que hay que tener algo de cuidado para no pasarse de mambo y quedar hecha un patio español (?). Dura toda la mañana sobre las mejillas, incluso con el calor que hace (que es un terrible combo con mi piel mixta).

Resumiendo: para tentarse y probar (tanto me tentó que ya pedí el 1). Eso sí, sobre pieles muy pálidas y/o sonrosadas puede quedar cuestionable.