Antes de dormir

Mi mesa de luz es tierra de nadie. Conviven revistas viejas, el libro que estoy leyendo y el que quiero leer después, al menos diez botellitas de esmalte de uñas, una libretita y (no siempre) una lapicera, el celular, el teléfono fijo, el control remoto, mis anillos, aros varios y mil cosas más. Cada noche, meto mano en ese cambalache para rescatar cuatro productos que considero cruciales a la hora de dormir.

1) Crema Hidratante para los pies de la línea Tododía de Natura en Orquídea

Esto fue un regalo y se agradece de corazón. Los pies son, quizás, la parte que menos tengo en cuenta de mi anatomía. Con el verano tocando la puerta y las sandalias explotando en las zapaterías, es momento de cuidarlos y ponerlos a punto para exhibir una semidesnudez pédica digna. Nada peor que un callo o un parche de piel seca asomando sobre la plataforma. Me parece que usarla antes de ir a la cama es un buen gesto, ya que tiene toda la noche para actuar hidratando y suavizando mis número 38. ¡Cumple!

2) Crema Hidratante para manos de la línea Tododía de Natura en Orquídea

Parte del mismo regalo que la crema para pies, esta crema súper nutritiva también se ganó mis respetos. Huele divino sin empalagar (hola, Universo Garden Angels), se absorbe con rapidez y deja la piel muy suave.

3) Nivea Caregloss and Shine

Tengo este protector labial hace rato. En teoría está bueno para el día porque hidrata y da brillo. También da pegajosidad infinita. Como tengo los labios muy secos aprovecho para ponérmelo antes de ir a dormir y que sea lo Dior quiera en lo que a fundas de almohada y Marido respectan.

4) Perfume sólido de Latherati en Celebration

Llámenme loca, pero me gusta perfumarme antes de ir a dormir. Un touch detrás de las orejas, otro en las muñecas y uno así bajo el mentón. Este perfume en particular me gusta mucho porque es muy práctico al ser sólido y no aturde los sentidos. La descripción afirma que huele a a party of sparkling champagne, creamy orange and a hint of juicy strawberries y está inspirada en el libro El Gran Gatsby. Para mí, simplemente huele divino.

¿Ustedes tienen rituales antes de dormir?